¡Los parásitos en tus mascotas, lo que debes saber!

by

Los parásitos son organismos que viven dentro de otro ser vivo a partir del cual obtienen beneficios para su supervivencia. Por ejemplo, Existen parásitos externos como las pulgas que se alimentan de sangre o ácaros que pueden alimentarse de las descamaciones de la piel. Sin embargo, existe otro tipo de parásitos que pueden alojarse en el interior de los animales y son llamados endoparásitos o parásitos internos, los cuales pueden alojarse en lugares como el corazón, los pulmones o el sistema digestivo.

¿COMO MI PERRO PUEDE CONTAGIARSE DE PARASITOSIS?

Las formas en que el perro puede adquirir al parásito son variables y pueden hacerlo a través del contacto con las heces de otros perros infectados, o también pueden ser transmitidos por pulgas, garrapatas o mosquitos, o por la ingesta de agua contaminada. 

¿COMO IDENTIFICAR QUE MI PERRO TIENE PARASITOS?

Los signos que se observarán en el animal van a depender del parásito que En primer lugar, En los caninos, son comunes los parásitos gastrointestinales en cuyo caso el animal puede presentar diarrea, deshidratación, vómito, pérdida del apetito, pérdida de peso, o incluso pueden observarse signos respiratorios como tos y secreción nasal; algunos de estos parásitos pueden alimentarse de sangre del tejido intestinal y en casos severos llevar a anemia y muerte del animal. De manera general también puede observarse que el animal se encuentra decaído y su pelaje pierde brillo.

¿QUE PARASITOS PUEDEN AFECTAR A MI MASCOTA?

Algunos ejemplos de parásitos internos que pueden encontrarse en los perros son: 

Giardia sp.

Es un protozoario que también puede afectar a los humanos, en los perros suele encontrarse con mayor frecuencia en los animales menores de un año. El animal puede enfermar al entrar en contacto con heces, agua, alimentos o ambientes contaminados. El animal puede presentar diarrea con moco, vómitos, pérdida de apetito y apatìa, sin embargo, en algunas ocasiones puede no mostrar signos de enfermedad.

Dipylidium sp.

Es un parásito que se encuentra distribuido mundialmente, la infección se adquiere al ingerir pulgas y se aloja en el intestino delgado de los perros. En algunas ocasiones también puede afectar a los humanos siendo más propensos los niños por falta de higiene y por ser quienes más están en contacto con el suelo, sin embargo la infección en las personas es rara. El animal puede no presentar signos de enfermedad. Más información acerca de este parásito se encuentra en el texto sobre pulgas de esta misma página.

Ancylostoma sp.

Cuando son adultos, estos gusanos pueden encontrarse en el intestino delgado de gatos y perros. Los larvas infectivas de los ancilostómidos pueden ingresar en el cuerpo del animal a través de ingestión, o a través de la piel gracias a su aparato bucal que sirve de gancho, el cual también usan para fijarse al intestino y alimentarse (por ejemplo de sangre o proteínas plasmáticas) llevando, en casos graves, a la presentación de anemias e incluso, la muerte. Tiene la capacidad de migrar hacia órganos como corazón y pulmones, por lo que puede producir tos. También tienen la capacidad de afectar a los humanos, y de nuevo, los niños están especialmente expuestos. 

Toxocara sp. 

La infección por estos parásitos se presenta mayormente en cachorros menores de seis meses, y puede ser adquirida desde antes del nacimiento en el útero de la madre o a través de la leche materna, la comida o el agua contaminada. A pesar de ser parásitos intestinales, estos tienen la capacidad de migrar en el cuerpo del animal, pueden llegar a corazón y pulmones, por lo que es común aparte de signos digestivos de enfermedad, encontrar signos respiratorios como la tos. 

Dirofilaria 

Es llamado gusano del corazón y es transmitido por mosquitos (de los géneros Aedes, Anopheles,Culex y Taeniorhynchus), es común en países tropicales aunque está distribuido mundialmente. Puede no generar signos de enfermedad y aparecer cuando ya la enfermedad lleva tiempo, además va a depender de los daños que genere el gusano y sus localizaciones, sin embargo es común notar que el animal es cada vez más intolerante al ejercicio. Los gusanos adultos se alojan en el ventrículo derecho llevando a una falla cardiaca congestiva en la arteria pulmonar. Los humanos también pueden adquirir la infección. 

¿COMO PREVENIR PARASITOS EN MI PERRO O GATO?

Muchos de los parásitos internos (como los mencionados anteriormente) que pueden afectar a los perros, tienen algo en común y es la forma de adquirir la enfermedad, muchos de estos tienen la oportunidad de ingresar al animal cuando este tiene contacto con heces o superficies contaminadas, por lo cual la higiene es un aspecto importante a la hora de proteger a nuestras mascotas, por ejemplo una buena limpieza y desinfección periódica de los elementos y zonas que usa el animal, así como recoger sus heces y evitar el contacto constante con heces de otros perros en los parques pueden ser medidas de protección. Para otros parásitos como Dirofilaria immitis (gusano del corazón) que es transmitido por mosquitos, la prevención puede enfocarse en el control de estos como por ejemplo eliminar las aguas estancadas en las cuales los mosquitos puedan desarrollarse.

Debido a la estrecha relación entre el humano y los perros, especialmente los niños, es importante controlar la aparición de estas infecciones en los animales a través de una constante y adecuada desparasitación de su mascota según su edad y el sitio de residencia. Un médico veterinario puede indicar el plan de prevención y tratamiento adecuado para estas de enfermedades.

REFERENCIAS

Vega S, Serrano-Martínez E, Grandez R, Pilco M, Quispe M. Parásitos gastrointestinales en cachorros caninos provenientes de la venta comercial en el Cercado de Lima. Salud tecnol. vet. 2014;2: 71-77.

Posada A, Ortiz J. Descripción de los parásitos intestinales más comunes en caninos llevados a consulta a la Clínica Veterinaria Lasallista Hermano Octavio Martínez López. Journal of Agriculture and Animal Sciences. 2013; 2 (1): 22-32.

Royal canin. Paràsitos internos.

[internet]

. [Consultado 2019 jun 16]. Disponible en:  https://www.royalcanin.es/parasitos-internos

ESCCAP. Control de vermes en perros y gatos. 2. ed. España: ESCCAP; 2014.

ESCCAP. Control de Protozoos Intestinales en Perros y Gatos. 6. ed. España: ESCCAP; 2013.

Klinge ME, Robayo P, Mutis CA. Dirofilaria immitis: una zoonosis presente en el mundo. Rev. Med. Vet. 2011; 22: 57-68.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Abrir chat
Hola
¿En que podemos ayudarte?
PageLines